Noticias

Los afectados por valvulopatías cardíacas reclaman más información e igualdad de acceso a los tratamientos

abril 18, 2018

Las estadísticas cifran en más de un 7% los españoles mayores de 85 años que sufre de alguna valvulopatía, aunque se estima que el número de afectados seguirá creciendo debido al aumento de la población de edad avanzada

Con motivo del Día Europeo de los Derechos de los Pacientes, la Asociación Española de Portadores de Válvulas Cardíacas y Anticoagulados (AEPOVAC) se suma a las reivindicaciones de diversas organizaciones de pacientes europeas. Alza la voz para reclamar el acceso a tratamientos personalizados, mejores y más innovadores, a la privacidad y, principalmente, el derecho a recibir información, el mayor reto al que se enfrentan los pacientes de válvulas cardiacas.

Conforme a las últimas estadísticas, en Europa, una de cada ocho personas mayores de 75 años sufre de alguna valvulopatía de moderada a grave. En nuestro país las cifras sitúan en un 3% el número de afectados mayores de 65 años, alcanzando un 7,4% los pacientes por encima de los 85 años, aunque se estima que el número de afectados seguirá creciendo debido al aumento de la población de edad avanzada.

En palabras de Cecilia Salvador, Presidenta de AEPOVAC: “Como paciente y como presidenta de una asociación de pacientes considero esencial celebrar este Día para recordar los derechos que amparan nuestra situación. Especialmente en lo que se refiere a contar con un diagnóstico preciso y completa información de los tratamientos disponibles, junto con un acceso igualitario, para así poder optar a la libre elección de los mismos”. Cecilia añade: “aunque se han producido muchos avances en el ámbito de esta enfermedad, todavía son muchas las personas a las que no se les diagnostica y trata con suficiente rapidez”.

Refiriéndose a la patología de la que ella misma es paciente, la valvulopatía cardíaca, Cecilia explica: “En el caso de los pacientes portadores de válvulas, es importante saber y concienciar a la población sobre los síntomas de nuestra enfermedad -en muchas ocasiones inapreciables-. Cecilia incide también en la manera de detectarlos, “como es la simple utilización del estetoscopio” y en la importancia de la información “qué tipos de válvulas nos pueden implantar, las diferencias entre válvulas mecánicas y biológicas y, en general, los tratamientos a los que tenemos acceso”.

Las valvulopatías engloban cualquier alteración que conlleva un funcionamiento inadecuado de las válvulas cardíacas y presentan un síntoma característico, que se traduce en el sonido inusual del corazón, audible por el profesional sanitario que realiza una auscultación. Otros síntomas que se detectan cuando la enfermedad ya está avanzada son: dolor de pecho, disnea o falta de aire, accesos de tos e hinchazón de pies y tobillos.

El Día Europeo de los Derechos de los Pacientes se creó como una iniciativa liderada por una agrupación de organizaciones europeas con el objetivo de mejorar la participación de los ciudadanos en las decisiones que les afecten, principalmente en materia de sanidad.

Estos derechos se recogen la Carta Europea del 2002 y agrupan entre otros a los siguientes: contar con el acceso igualitario a los servicios de salud que precise cada paciente, junto con el derecho a la información y a la innovación, a evitar sufrimiento innecesario o a recibir un tratamiento que cumpla con los estándares de calidad, además del derecho del paciente a recibir un trato personalizado, y a reclamar y a recibir compensación en caso de negligencia.